El  Fondo de Desarrollo Alternativo (Fonadal) entregó 434 títulos de técnicos básicos y 820 certificados de competencia a productores de cacao, café y banano del municipio de Palos Blancos.

Los beneficiarios se sometieron a un intenso proceso de formación y capacitación que incorporó actividades presenciales teórico-prácticos, seminarios, pasantías grupales, talleres y otros impartidos por el programa de Educación Permanente del Viceministerio de Educación Regular.

El proceso de capacitación está dentro del programa de Apoyo Presupuestario Sectorial al Desarrollo Integral con coca (PAPS II) de la Unión Europea (UE). Este emprendimiento busca diversificar la producción en los Yungas de La Paz y en el trópico de Cochabamba, con productos sostenibles y rentables. 

La jefa de la Cooperación Adjunta de la UE, Meritxell Giménez, dijo que su institución "cree en los productores de Bolivia, en el banano,  cacao y café, porque en otros países no hay productores como ustedes”.

Los días 5 y 6 de septiembre de 2015, en el Auditorio Municipal Juan Bautista Coímbra de Baures, se reunieron representantes del Gobierno Autónomo Municipal de Baures, Concejo Municipal de Baures, Asociación de Recolectores y Productores de Cacao  Baures (AREPCAB), Asociación de Productores de Chocolate de Baures (ACPROCHOB), Sub Central de Cabildos Indigenales de Baures, Sub Central Campesina de Baures, Asociaciones Comunales de San Francisco, Jasiaquiri, El Cairo, Tujuré, Altagracia, El Cairo II, Juntas Vecinalesde Baures y Asociación de Ganaderos Baures, con el apoyo del Centro de investigación y Promoción del Campesinado Regional Beni (CIPCA Beni) para llevar adelante el Encuentro de Organizaciones públicas y privadas que conforman toda la cadena productiva del cacao silvestre en Baures para elaborar la Normativa Municipal del Cacao, con el objeto de promover y apoyar a través de una normativa municipal la producción, recolección, conservación, transformación, comercialización y el mejoramiento de la calidad del cacao para que se convierta en una alternativa sustentable que aporte a la calidad de vida de las familias baureñas que se dedican a su producción y recolección.

Una investigación recientemente publicada por el World Resources Institute (WRI), sorprende al señalar que el crecimiento mundial del consumo del chocolate, manjar derivado del cacao, pone en riesgo la estabilidad de suelos en los bosques de la Amazonia debido a que los países africanos —tradicionalmente líderes en la producción de esta materia prima desde hace más de un siglo— han agotado sus cultivos a causa del cambio climático, entre otros factores, por lo cual las transnacionales que controlan este apetitoso mercado internacional vienen intensificando sus inversiones agropecuarias en los frágiles bosques sudamericanos de la Amazonia, sumándose a la acción depredadora de actividades extractivas ilegales como la minería aurífera, la industria petrolera y los aserraderos.